Cómo solucionar los problemas del ratón en el portátil

Un ratón o manipulador es un dispositivo para controlar el cursor y enviar algunos comandos al sistema operativo. En los ordenadores portátiles existe un panel táctil analógico, pero muchos usuarios, por diversas circunstancias, prefieren utilizar un ratón. Al mismo tiempo, puede haber situaciones con la incapacidad de utilizar el manipulador debido al fallo banal de su funcionalidad. En este artículo vamos a hablar de por qué el ratón no puede funcionar en un ordenador portátil y cómo solucionarlo.

El ratón no funciona

Realmente no hay muchas razones por las que tu ratón no funcione. Veamos los más comunes.

  • Contaminación de los sensores.
  • Puerto de conexión inoperante.
  • El cable está dañado o el propio aparato está defectuoso.
  • Mal funcionamiento del módulo inalámbrico y otros problemas con el Bluetooth.
  • Mal funcionamiento del sistema operativo.
  • Avería relacionada con el conductor.
  • Actividad de malware.

Por muy trivial que sea, comprueba primero si el dispositivo está conectado al puerto y si el enchufe encaja bien en la toma. A menudo ocurre que alguien o usted mismo ha tirado inadvertidamente del cable o del adaptador inalámbrico.

Causa 1: Contaminación del sensor

Con el uso prolongado, diversas partículas, polvo, pelos y otras cosas pueden adherirse al sensor del ratón. Esto puede hacer que el ratón funcione de forma intermitente o con frenos, o que no funcione en absoluto. Para solucionar el problema, retire todas las cosas innecesarias del sensor y límpielo con un paño empapado en alcohol. No es aconsejable utilizar almohadillas o bastoncillos de algodón, ya que pueden dejar fibras, de las que intentamos deshacernos.

Motivo 2: Puertos de conexión

Los puertos USB a los que se conecta el ratón, como cualquier otro componente del sistema, pueden fallar. El problema más “fácil” es el habitual daño mecánico debido al uso prolongado. En raras ocasiones, el controlador falla, pero en este caso, todos los puertos se negarán a funcionar y no se podrá evitar la reparación. Para solucionar este problema intente conectar el ratón a un conector diferente.

Causa 3: Mal funcionamiento del dispositivo

Este es otro problema común. Los ratones, especialmente los baratos de oficina, tienen una vida útil limitada. Esto afecta tanto a los componentes electrónicos como a los botones. Si su dispositivo tiene más de un año, es muy posible que falle. Para comprobarlo, conecta otro ratón al puerto. Si funciona, el viejo ratón debe ir a la basura. Un pequeño consejo: si notas que los botones del manipulador han empezado a funcionar “a veces” o que el cursor se mueve de forma brusca en la pantalla, deberías comprar uno nuevo lo antes posible para evitar que se produzca una situación desagradable.

Causa 4: Problemas con la radio o el Bluetooth

Este apartado tiene un significado similar al anterior, pero en este caso el módulo inalámbrico puede estar averiado, tanto el receptor como el transmisor. Para comprobarlo, tendrás que encontrar un ratón que funcione y conectarlo al portátil. Y sí, no te olvides de asegurarte de que las pilas o baterías recargables tienen suficiente potencia, esa podría ser también la causa.

Causa 5: Fallo del sistema operativo

Un sistema operativo es muy complejo en todos los sentidos y por eso a menudo experimenta diversos fallos y mal funcionamiento. Pueden tener consecuencias, como el fallo de los dispositivos periféricos. En nuestro caso se trata de una simple desconexión del controlador necesario. Estos problemas suelen solucionarse con un trivial reinicio del sistema operativo.

Causa 6: El conductor

El controlador es el firmware que permite al dispositivo comunicarse con el sistema operativo. Es lógico suponer que su mal funcionamiento puede hacer que el ratón quede inutilizado. Puedes probar a reiniciar el controlador conectando el ratón a un puerto diferente, esto lo reinstalará. Hay otra forma de reiniciarlo. “Administrador de dispositivos”..

  1. Para empezar, hay que situar el ratón en la rama correspondiente.

  2. A continuación, hay que pulsar el botón de llamada del menú contextual del teclado (cuando el ratón no funciona), seleccionar “Desactivar” y aceptar la acción.

  3. Vuelva a conectar el ratón al puerto y, si es necesario, reinicie la máquina.

Causa 7: Virus

El malware puede hacer la vida mucho más difícil al usuario medio. Pueden afectar a varios procesos del sistema operativo, incluidos los controladores. Como ya se ha mencionado anteriormente, sin el buen funcionamiento de este último, a veces es imposible utilizar algunos dispositivos, incluido el ratón. Para detectar y eliminar los virus debe utilizar las utilidades especiales que distribuyen gratuitamente los desarrolladores de software antivirus Kaspersky y Dr.Web.

Leer más: Busque virus en su ordenador sin instalar un antivirus

También hay recursos en la web donde profesionales formados le ayudan a deshacerse de las plagas de forma totalmente gratuita. Uno de estos sitios es Safezone.cc..

Conclusión:

Como se desprende de todo lo escrito anteriormente, la mayoría de los problemas con el ratón se deben a un mal funcionamiento del propio dispositivo o a fallos del software. En el primer caso, lo más probable es que tenga que comprar un nuevo ratón. Los problemas de software, en cambio, no suelen tener causas graves y pueden solucionarse recargando el controlador o el sistema operativo.

Nos alegramos de que hayamos podido ayudarle con el problema.

Describa lo que no le ha funcionado.
Nuestros especialistas tratarán de responder con la mayor rapidez posible.

¿Le ha ayudado este artículo?